ArabicBasqueBelarusianCatalanChinese (Simplified)DutchEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Principales características del imperialismo

Principales características del imperialismo

Los capitalistas se enfocan en este momento en hacer guerras por toda una serie de motivos para tener ganancias. Las guerras desestabilizan el sistema capitalista y dan lugar a revoluciones y entonces...

El capitalismo, en su etapa imperialista, tiene algunas características propias, -además de las leyes básicas del capitalismo que siguen actuando y que se encuentran cada vez más tensionadas-. Por ejemplo, el imperialismo es una época de gran competencia entre las supergrandes empresas, unas contra otras, y esas supergrandes competencias por el control del mercado mundial, ha llevado a las guerras.

La primera característica del imperialismo es la fusión del capital bancario y el capital industrial.

Otra característica: el imperialismo solo funciona como capitalismo de estado. Las supergrandes empresas dependen del estado burgués para poder funcionar. Esas supergrandes empresas tienen que controlar los estados para poder obtener recursos de estos y así funcionar. Si los estados dejaran de pasar dinero a las grandes empresas, estas grandes empresas quebrarían.

Todo lo controla el gran capital por medio de la compra de sus representantes. Ejemplo: grandes dirigentes de estados como los EE.UU son empresarios, o salen del estado y consiguen cargos en las supergrandes empresas, como directores, por ejemplo. Es como si fuesen funcionarios de la burguesía imperialista.

El estado es un instrumento al servicio de los grandes capitalistas. Nunca fue independiente. El estado es creado por quiénes tienen los recursos; los que tienen los recursos son los que mandan. Por ejemplo, en las sociedades de esclavos el estado fue creado y controlado por los esclavistas.

Otra característica del imperialismo son las guerras y las revoluciones. En la época del imperialismo lo que más hay es guerras por el control del mercado mundial. Guerras que tienden a ser muy sangrientas.

Marx estudió una característica que es muy importante, y es que los capitalistas y la burguesía, es decir, los representantes políticos e ideológicos de los capitalistas, los políticos, grandes periodistas, todo lo que sirve para justificar el sistema, es gente que lo único que quiere es vivir bien y que el capitalismo siga funcionando y aumentando sus ganancias. Gente que le importa poco cualquier tipo de matanza, incluso porque es gente que actúa como personificación del capital.

Los capitalistas se enfocan en este momento en hacer guerras por toda una serie de motivos para tener ganancias. Las guerras desestabilizan el sistema capitalista y dan lugar a revoluciones.

Lo que pasa con el imperialismo, una vez que las grandes empresas desarrollan mucha tecnología y en este momento se desarrolla aún más, es que el nivel de uso de mano de obra es cada vez menor. Es decir, la parte fija del capital crece y el uso de la mano de obra es cada vez menor.

Esto lleva inevitablemente a tensionar cada vez más las leyes del capital, y en su lugar, al desarrollo exponencial de la especulación financiera y demás mecanismos accesorios (como por ejemplo el trabajo esclavo o semi esclavo, o el aumento exponencial de los gastos militares).

Principales leyes del capitalismo

Ley valor/trabajo: quienes empezaron a descubrirla fueron economistas burgueses que querían entender la realidad. Quien llegó más cerca a descubrirla fue David Ricardo. La gran discusión estaba de dónde sale el valor de las mercancías en la sociedad capitalista; el valor como la base de las ganancias, como la base de todo lo que mueve la sociedad.

¿Qué crea cosas direccionadas para el mercado, o mercancías? Y a partir de esas cosas, ¿de dónde sale en una operación de compra y venta, el valor, la base de las ganancias?

Los economistas burgueses decían que lo que creaba valor era el trabajo (resultado de la mano de obra), Marx demostró que lo que crea valor es la fuerza de trabajo, la mano de obra.

El trabajo consolidado se incorpora en una mercancía. Esto tiene importantísimas conclusiones; tanto así, que la burguesía, una de las cosas que más ataca en el marxismo, es justamente esto, porque significa que si lo que crea valor es la mano de obra, los que mueven el mundo no son los capitalistas que hacen nada, sino que los que mueven el mundo son los trabajadores.

En este momento, por ejemplo, en la etapa actual del capitalismo, la economía burguesa dice que las ganancias salen o que los capitalistas ganan dinero porque son muy inteligentes, o porque hacen buenas inversiones, o porque se gana dinero en la compra y venta vendiendo más caro de lo que se debía, o se gana dinero imprimiendo dinero, es decir, con trucos, porque no van a reconocer que la base del valor está en la mano de obra.  Reconocerlo es reconocer que el capitalismo es un sistema caduco y condenado a morir. 

Ley de la reproducción ampliada del capital: significa que ninguna empresa capitalista importante puede girar en círculos. Toda empresa grande está obligada a crecer porque si no crece, muere. O sea, el capitalismo tiene una característica en comparación con el modo feudal y el esclavismo: es obligado a crecer y  adoptar  tecnología. El capital de verdad, las treinta mil grandes empresas que dominan el mundo, sólo sobrevive creciendo.

Composición orgánica del capital: el capital tiene dos componentes básicos, el capital fijo y el capital variable. El capital fijo son las máquinas, herramientas, edificios, materia prima; y el capital variable es la mano de obra.

Conforme el capitalismo va avanzando debido a la competencia, libre competencia, las empresas compiten entre sí. Eso significa que si a una empresa le va muy bien y a otra empresa le va muy mal en el mismo rubro, a la que le va mal, puede ser que quiebre. Hay una especie de corrida a la ganancia. Si el capital no busca ganancias a cualquier costo, quiebra.

En el fondo, la ley valor/ trabajo, se transforma en ganancias de los capitalistas y salarios para los que trabajan. Entonces todo en el capitalismo gira en torno a las ganancias y todo se transforma en mercancías. Todo se compra, hasta cuestiones intangibles. El capitalismo es la compra y venta de todo.

La libre competencia acaba llevando a que una empresa capitalista incorpore más rápidamente  tecnología, y la otra empresa sea obligada a incorporar tecnología también porque de lo contrario quebrará. Pero cuando incorporo más máquinas, ¿Qué hago con mis trabajadores? Los reduzco despidiendo una parte de ellos. Y si los reduzco surge un problema: ¿No habíamos dicho que lo que crea valor es la mano de obra?

Un robot no crea valor. Produce mercancías, pero no es mano de obra, no tiene la capacidad de agregar valor.

En el cálculo, en la formación de costos del departamento financiero, se incorpora el valor de desgaste del robot: conforme pongo más máquinas y las amortizo, quito más mano de obra. La máquina ahí, lo que hace, es amortizar su desgaste. 

Conforme más máquinas uso y voy usando menos trabajadores, llega un momento donde eso  obliga a los capitalistas a usar toda una serie de trucos para mantener las ganancias, ya que, como hemos dicho,  lo único que genera ganancias es la mano de obra.

¿Qué trucos uso? Pagarle menos al trabajador, usar trabajo esclavo, aumentar la intensidad del trabajo, aumentar la extensión de la jornada laboral, hacer guerras, la especulación financiera.
La evolución del capitalismo impone como tendencia general que los trabajadores cada vez ganen menos sin considerar sectores específicos de la economía.

En el mercado textil de ropa Zara por ejemplo, ropa que se fabrica  en Bangladesh, el salario de los trabajadores al mes es de cincuenta a noventa dólares sin ningún derecho.
El capitalismo es un modo de producción que se impone a nivel mundial y que funciona a golpes y porrazos.

El capitalismo no tiene otro lugar donde ir que no sea el Socialismo.

¿Qué es el socialismo?

El por qué del capitalismo en relación a su dirección al socialismo, es una respuesta relativamente tonta. Implica quitar de la producción, como dueños de las grandes empresas, a gente que  hace nada. 

Los grandes capitalistas, que son esas supergrandes familias, hacen nada. Los directores hacen la planificación, los gerentes administran y los trabajadores trabajan, pero el gran capitalista hace nada. Está en la especulación financiera con suerte… Y aun así se queda con el grueso de las ganancias y de la riqueza social.

Entonces, expropiar las grandes empresas, expropiar a la gran burguesía su propiedad en las grandes empresas, socializar la producción y producir de manera planificada de acuerdo con las necesidades de la población; eso es el socialismo.

No es una operación fácil, porque a los dueños de las grandes empresas no les va a gustar que los expropien y harán de todo, por medio del estado, para defender sus intereses. 

El estado está compuesto básicamente por las fuerzas represivas, militares, cárceles, la burocracia estatal.
La burguesía se vale de sus esquemas represivos para mantener todo tal como está. Es decir, , la propiedad privada de los medios de producción en manos de unos pocos.

Para socializar la producción se hace preciso destruir el estado burgués. Para destruir el estado burgués se precisa de una revolución de masas que solo puede ser realizada por la mayoría del pueblo con los trabajadores participando a su cabeza.

Una vez tomado el poder, expropiando a los grandes capitalistas, es posible tomar una serie de medidas a favor de la sociedad en su conjunto; y habrá dinero de sobra porque ahora ese dinero no irá a parar a manos de pocos. Se podrá tomar una serie de medidas a favor del pueblo en todos los sentidos: económicos, culturales y sociales.

COMPARTIR:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

2 comentarios en «Principales características del imperialismo»

Deja un comentario

Plataforma Latino Americana